Mejora tu seguridad en las compras online con unos simples consejos - Yapo.Cl

La historia de la humanidad ha vivido pocos cambios tecnológicos de la misma envergadura que Internet, un nuevo medio que ha transformado mundos tan diferentes pero importantes como las relaciones humanas, el trabajo o el comercio. La evolución de la comunicación gracias a las redes sociales, o del empleo a través del teletrabajo son cambios obvios e innegables. Sin embargo, a veces pasamos por alto las compras online, una práctica que puede parecer simplemente útil para comprar alguna vez algún producto de forma más barata, pero que no deja de ser una poderosa herramienta si llegamos a dominarla.
Las ventajas de las compras online se podrían resumir en una muy simple pero poderosa, la eliminación de cualquier tipo de barrera. La primera frontera que se rompe es la temporal, ya que en Internet no existen horarios y podemos comprar a cualquier hora sin preocuparnos, ya sean las tres de la tarde o las cuatro de la madrugada. Seguidamente, se acaba con las fronteras espaciales, ya que cualquier cosa que se encuentre en Internet puede ser comprada sin importar donde se localice físicamente la tienda online. De este modo, podemos estar en mitad de la noche en la selva amazónica y comprar una camiseta en Australia contando simplemente con un aparato electrónico conectado a la red mediante conexión satélite.
Pero no cabe duda que las ventajas de las compras online no se centran en realizar compras en entornos aislados, sino en utilizarlas en nuestro día a día para mejorar nuestra economía de forma cómoda. Por ejemplo, echa un ojo a este tipo de páginas si quieres comprarte un auto, podrás comprobar que existen infinidad de modelos clasificados, entre los que puedes navegar buscando lo que mejor se adapte a ti. En caso de que quisieras realizar un vistazo parecido en el mundo real, podrías tardar toda una tarde y visitar diversos concesionarios. Las compras online, ante todo nos permiten ahorrar tiempo y adaptar el horario de nuestras compras a nuestras necesidades.
Por si esto fuera poco, si no nos termina de interesar el precio o las condiciones de una tienda online, basta con hacer click y buscar otra página que venda los mismos productos, todo sin apartar la mirada de la computadora. A pesar de todas estas fantásticas ventajas, mucha gente aún no se fía del todo de Internet, no atreviéndose a utilizar su dinero real dentro del mundo digital. No debemos olvidar que las compras online tienen el mismo nivel de seguridad que otras compras clásicas, como las telefónicas o las de catálogo, pero si aún queremos un extra de seguridad especial para Internet, siempre podemos utilizar una serie de consejos que nos permitirán comprar más tranquilos en el mundo digital.

ñ  Protege tu información personal. En Internet nos identificamos gracias a datos, ya sean nuestro número de cuenta bancaria o una contraseña elegida por nosotros. Si algunos de estos datos cae en manos de terceras personas, podrían utilizarlos para hacer compras en nuestro nombre. Para evitarlo, guarda con celo esta información, nunca la envíes por email o mensajería instantánea e introdúcela solo en tu computadora personal, nunca en aparatos a los que tengan acceso terceras personas.
ñ  Evita a los piratas informáticos. Internet es en un medio nuevo y por tanto trae sus propios peligros autóctonos. Quizás el más dañino sean los piratas informáticos, ya que son capaces de robar tu información desde sus propias computadoras. Para evitar que ningún indeseado vea la información que introducimos en nuestra computadora, deberíamos introducir dichos datos solo en páginas webs seguras, fácilmente identificables porque su dirección comienza por “https://”.
ñ  Aprovecha lo que te ofrece tu banco. La banca es consciente del volumen de negocio que mueve diariamente las compras online, motivo por el cual no quiere dejar escapar parte del pastel. Debido a esto, los bancos ofrecen diversos servicios y herramientas para mejorar la calidad de las compras online de sus clientes, como pueden ser las tarjetas numéricas no asociadas a la cuenta corriente o los servicios de avisos de movimientos bancarios mediante mensajería móvil. En todo caso, antes de contratar alguno de estos u otros servicios, debemos informarnos sobre su coste de contratación y mantenimiento.
ñ  No pases por alto la letra pequeña. En una tienda clásica nos encontramos con la figura del dependiente, que además de cobrar puede resolver todas las dudas del cliente. Sin embargo, en las compras online es el propio comprador el encargado de informarse al detalle sobre toda la información relativa a la compra. Para evitar llevarnos una mala sorpresa después de haber pagado, debemos leer con cuidado las condiciones de venta de la tienda, para estar seguros de que vamos a comprar lo que queremos en las condiciones que creemos.
ñ  Busca la opinión de otros compradores. Puede que después de leer todas las condiciones de una tienda aún nos queden un par de dudas. En este caso, podemos o bien enviar un correo a la tienda online o buscar opiniones de otros usuarios de la tienda en Internet, para conocer sus experiencias de primera mano. En el caso de las páginas de avisos gratis, podemos intentar conocer el historial de venta de los vendedores particulares o bien ponernos en contacto con ellos para plantearles nuestras dudas, ya que dichas páginas no se hacen responsables de dichos vendedores particulares.



Articulo enviado por: Liliana Costa, Redactora de Yapo.cl
Para ElChelenko.cl


Chelenko Noticias
Compartir en Google Plus

Sobre El Chelenko

Desde nuestra agencia, Chelenko Comunicaciones, realizamos asesorías periodísticas, asesorías comunicacionales, nos especializamos en el posicionamiento de marcas, generación de contenidos y administración de redes sociales, además de difusión de publicidad en nuestro medio.