Consumo de pescados en Aysén vuelve a potenciarse en Semana Santa

La próxima celebración de Semana Santa incidirá nuevamente en el alza exponencial del consumo de pescados y mariscos, aunque éste hábito poco frecuente en la población chilena volverá a replegarse pasada la conmemoración de anual de esta fecha en la cristiandad. Según un reporte de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO por su sigla en inglés), Chile posee un consumo per cápita de 7 kilos de pescado al año, que dista de la media mundial que ronda los 17,8 kilos.

El panorama deja al país también la zaga del promedio en Latinoamérica, que asciende 9 kilos, pero distancia drásticamente a los chilenos de Perú, que también con una amplia franja litoral en el Océano Pacífico registra 22,1 kilos. La cifra se dispara en Japón con 60,2 kilos por habitante. Ante esto, la necesidad de otorgar un impulso al consumo de productos del mar en la región forma parte de los objetivos de la actual administración ante el receso del mercado europeo. “Es fundamental que las personas incorporen en sus dietas proteínas de alta calidad como son la de los peces y mariscos. Además, el objetivo principal de la Nueva Mayoría y su Gobierno consiste en disminuir las asimetrías entre ciudadanos de clase 1 y 2 en Chile, como en el caso del consumo de productos del mar que habitualmente se han concentrado en un segmento de la población”, dijo el Seremi de Economía, Mark Buscaglia.

“Es una buena oportunidad la celebración de Semana Santa para invitar a que todos consuman con confianza estos recursos y se acerquen a las pescaderías y restaurantes de la región. Sernapesca va a estar activamente solicitando el certificado de origen de los productos marinos como también el Servicio de Salud”, agregó.

Chile se ubica entre los principales productores a nivel mundial en términos pesqueros (nivel de desembarque) y en acuicultura (nivel de cosechas). Sin embargo, esta abundancia de recursos no va ligada necesariamente a precios accesibles para la mayoría. Durante la Semana Santa del 2013 el Sernac informó diferencias de hasta 150% en el precio de los pescados y de hasta un 80% en el caso de los mariscos.

En Aysén unos 3 mil pescadores artesanales inscritos en registros del sector aportan recursos permanentes a los canales de distribución locales, conformados principalmente por pescaderías, restaurantes y establecimientos turísticos que incorporan gastronomía. De estos últimos, según un estudio sectorial liderado por la Seremi de Economía, existen unos 90 establecimientos en la región, mientras que las pescaderías suman 17 puntos de ventas en las principales urbes: 6 en Coyhaique, 7 en Puerto Aysén, 2 en Cisnes y 2 en Chacabuco. “Generalmente las ventas aumentan hasta en un 300%. Ya a partir de esta semana comenzamos a trabajar con los proveedores para tener todo listo para el día 14, cuando comenzamos las ventas”, afirmó José Paredes, representante legal de pescadería ProMar.

Cuota de Congrio

Pese al aumento reconocido de ventas en estas fechas, en la Cámara de Turismo de La Junta aguardan que el consumo de recursos del mar pueda extenderse a lo largo del año con medidas apropiadas para su transporte: “acá se consume mariscos, pero no así mucho pescado entre la población. Además acá no llega en gran cantidad, uno por la cadena de frío, porque no hay camiones especiales para llegar acá. Y cuando llegan uno está de donde vienen, por el tema de la marea roja. Si esto cambiara, podría aumentar el consumo”, agregó Odette Neghme, secretaria de la entidad gremial.

De acuerdo a Centros de Estudios Territoriales, el 83% de los productos demandados en las pescaderías corresponde a Merluza Austral. En cambio, en restaurantes la demanda resulta más equilibrada, al distribuirse en 25% tanto para Merluza Austral y Salmón, un 20,1% de Congrio, y un 9,1% de Mariscos Surtidos.

“Una de las acciones importantes que hemos realizado en los últimos días ha sido adelantar la cuota de Congrio, que se había acabado para este primer semestre. Con esto permitimos que la pescadores artesanales de la región puedan acceder a unas 39 toneladas que van a estar a disposición de todas las pescaderías y restoranes”, agregó Mark Buscaglia.

“Es una buena noticia para los pescadores artesanales porque en el momento que estamos viviendo es medio crítico, porque el mercado internacional está muy decaído. Por lo mismo se necesita que las autoridades dejen trabajar a los pescadores, porque cada pescador sabe como trabajar el producto”, agregó Oscar Guenteo, buzo mariscador del sindicato los Chonos de Puerto Aysén.


Chelenko Noticias
Compartir en Google Plus

Sobre El Chelenko

Desde nuestra agencia, Chelenko Comunicaciones, realizamos asesorías periodísticas, asesorías comunicacionales, nos especializamos en el posicionamiento de marcas, generación de contenidos y administración de redes sociales, además de difusión de publicidad en nuestro medio.