Despenalización del aborto: Demosle una vuelta más - Columna de Dennis Jofré

Soy un tipo de fe, soy parte de una Iglesia Católica que con sus luces y hartas sombras intenta hacer vida el mensaje de Jesucristo en todo mundo y todo momento. Hay un tema en nuestro país que hace rato viene dando vueltas y desde que comenzó su debate ha causado mil y una opiniones. El proyecto de ley de despenalización del aborto bajo tres causales. 

Por supuesto cuando habla la Iglesia, es decir gente de Iglesia, Surgen voces que afirman que “no es su tema”, “los curas no pueden opinar porque no lo viven”, “con qué moral”, “dejen a las madres elegir”, etc. la fe no es algo etéreo o intimista, principios ideales que “bajan” desde el “Cielo” para ser admitidos por todos y todas sin más. Para quienes entendemos bien la fe, ésta se concretiza a partir de razonamientos lógicos, con la mirada puesta en la realidad y en el mensaje evangélico.

Es por eso que la Iglesia alza la voz, comprendiendo que por ser Chile un país laico, así garantizado en la Constitución Política de la Republica, no podemos exponer nuestras ideas como verdades absolutas, sino abiertas a un debate que esperamos sano y con altura de miras. 

Pero el “Sí” a la vida es un tema mucho más que religioso, es un tema de toda la humanidad y así incluso lo garantizan sus derechos. 

El aborto es un tremendo tema que levanta a los defensores de la vida, a las mujeres y sus derechos reproductivos, los médicos, los políticos, entre tantos otros. Pero pareciera que no existe tiempo para “escuchar” las voces de todos y todas. Mi pregunta, como miembro de la Iglesia es: ¿No será que el Estado se quiere ir por el camino fácil? Ante una violación ¿No es mejor apoyar a esa mujer que ha sido violentada, acompañándola sicológicamente, socialmente y hasta espiritualmente? Ante el riesgo de vida de una madre ¿Nos olvidamos que el médico siempre y en todo momento está frente a dos pacientes, y que debe velar por la viabilidad de ambos?, una situación muy diferente es que en esa lucha por vivir el más débil quede en el camino. Al no existir intención, el aborto jamás ha sido directo, sino indirecto.

Y en tercer punto, ante la inviabilidad del feto ¿Por qué ese deshacerse así no más de personas con malformaciones o problemas? Siempre será mejor dejar que esa vida, como la nuestra, termine su ciclo cuando su propia evolución lo permita y de paso quizás, pensar que esa creatura que no sabemos cuánto tiempo tiene le pueda dar felicidad a una familia entera. “Ah!!, es que eso no pasa”… dirán algunos, pero les puedo decir que son muchos los testimonios de madres que han sido inmensamente felices con hijos que no han podido seguir la gestación o que han nacido y no han durado mucho o que incluso hasta hoy viven como cada uno de nosotros. 

El Aborto es mucho más que un mero proyecto de ley, es mucho más amplio que penalizar o despenalizar. Es hablar de vida, de dignidad, de oportunidades. Los invito a darle una vuelta más al tema, a no cerrarse en el falaz argumento de “autoridad”, en el que sostenidos por una Iglesia, una organización, gremios o individuos particulares debamos aceptarlos sin cuestionar ni escuchar a otros. Aborto es expulsar fuera algo, ¿Queremos expulsar la vida de nuestra sociedad, de nuestro entorno, de nuestras familias?...Démosle, una vuelta más.





Por, Dennis Jofré P.

Ex coordinador Vicarial de Pastoral Juvenil
Miembro del equipo de comunicaciones del Vicariato Apostólico de Aysén



Chelenko Noticias
Compartir en Google Plus

Sobre El Chelenko

Desde nuestra agencia, Chelenko Comunicaciones, realizamos asesorías periodísticas, asesorías comunicacionales, nos especializamos en el posicionamiento de marcas, generación de contenidos y administración de redes sociales, además de difusión de publicidad en nuestro medio.