La oportunidad perdida - Columna de Andrés Gillmore

Es indudable que cuando uno analiza sin ningún sesgo político o ideológico y sin intereses creados resulta incomprensible recibir la visita de la Presidenta de la república y tan esperada por lo demás y que esta sea tan fugaz, poco productiva y que solo se haya avocado a visitar obras inconclusas y haber perdido la oportunidad de haber sacado en limpio temas importantes todavía están inconclusos en la región y que ni siquiera se haya reunido con el Consejo Regional.

Lo que realmente se vio y el mensaje que se mandó, fue que la visita más que nada respondió a una estrategia presidencial para tener una disculpa creíble para no ir a la cena de la Sociedad de Fomento Fabril (SOFOFA) que la esta presionando por la reforma laboral que a decir verdad de reforma no tiene nada y si algún calificativo se le puede dar es de reformita y nada más. A fin de cuentas estos mismos empresarios fueron los que le financiaron la campaña con varios millones de dolares.

Cuando uno analiza el funcionamiento del gobierno lo primero que resalta y que ha determinado su proceso, que muy a pesar de las buenas intenciones su equipo político bajo todo punto de vista no la ha tenido la capacidad de asesorar bien a la mandataria y se ha perdido el rumbo de una manera inexplicable en cosas básicas. Es indudable que las reformas que se han estado implementando en salud, educación, relaciones laborales son una necesidad real de un modelo que esta haciendo agua en la actualidad, pero lamentablemente no se ha tenido la capacidad de hacerlo de un modo eficaz, atacando los verdaderos problemas de estas carteras; de ahí las grandes incongruencias actuales y el abismo entre el gobierno y la ciudadanía.

Lógicamente Aysén no es una región cómoda para ningún presidente en la actualidad, menos con el historial que dejó el Movimiento Social, que debe asustar a muchos asesores, a pesar que nuestros parlamentarios siempre han estado al servicio de los gobiernos de turno. Sucedió en la administración de Sebastián Piñera, cuando todos nuestros parlamentarios (menos Alinco) apoyaron la ley de Pesca y ayudaron a destruir el Movimiento Social por Aysén precisamente para sacar esa ley adelante y como en la actualidad nuestros dos senadores y el diputado Fuentes están con el actual gobierno y en ellos recae según mi opinión parte importante de la responsabilidad de haber permitido una visita que a decir verdad fue poco consistente y superflua por decir a lo menos.

Cuando una analiza el espectro desde una mirada más acotada y bajo el punto de vista regionalista no hay otro análisis posible. Lógicamente algunos rasgan vestiduras, muchos por aspiraciones personales que muchos veces no corresponden a la realidad, sustentándose en el hecho que finalmente se esta pavimentando un tramo de la carretera Austral sur desde Cerro Castillo al sur, sustentando que por lo menos la presidenta visitó Puerto Ibáñez y que demostró su grandeza al darle realce a un alcalde UDI y que en su pasada por Cerro Castillo una pobladora tuvo la gran oportunidad de entregarle a la presidenta una carta con un petitorio.

Si cada vez que un gobierno cumple con su deber financiando obras que debe de hacer y con el dinero de nuestros impuestos, significa que debemos olvidar el resto, a decir verdad no seríamos ciudadanos bajo ningún aspecto y simplemente seríamos vástagos a la espera de migajas. En Aysén podemos ser muchas cosas y tener muchos defectos, pero vástagos de una administración que desrespeta con tanta contingencia externa en lo interno es complicado.

Que la presidenta haya visitado localidades sureñas es algo positivo en sí mismo, por eso mismo era importante haber tenido la oportunidad de haber aprovechado mejor la visita con el desarrollo de una agenda más global sobre las problemáticas regionales y sobre todo que las organizaciones regionales hubiesen podido tener la oportunidad de juntarse con la presidenta en Puerto Ibáñez y haber dialogado con la mandataria sobre el futuro de la región y haber dejar pautado el trabajo del gobierno regional con las comunidades, en temas tan fundamentales como descentralización; sueldo regionalizado; zona franca; política ambiental ante las mineras y la salmonicultura; ley de Glaciares, de gran importancia para la región y su proyección futura y el tema del acueducto que pretende construir Argentina interviniendo el lago Buenos Aires- General Carrera, explicando la estrategia que se seguirá a nivel de gobierno y el proceder del gobierno regional.

Existen temas globales en la actualidad a nivel país que el gobierno esta decidiendo, que atañen en forma directa a la región y su proyección de desarrollo, que indudablemente debemos enfrentarlos y que poco se saben en la región y que no se debaten como correspondería, donde el gobierno ha tenido una posición contraria ante los intereses regionales en temas tales como; ley de Glaciares que permitirá la intervención de estos por parte de las mineras; ley de Pesca y su posible revocación, que tiene en la actualidad a nuestros pescadores artesanales sumidos en la pobreza, que como única alternativa solo pueden trabajar como mano de obra barata en la industria salmoneras y en las factorías de los industriales pesqueros con sueldos miserables; la propiedad del agua y su nacionalización, el tema de las represas y muy específicamente el problema de la Central Río Cuervo, donde Sernageomin organismo del Estado, avaló el estudio de impacto ambiental que presentó Energía Austral, donde se omite como estrategia todos los efectos negativos del proyecto energético en la comunidad de Puerto Aysén. Todos temas que prometió enfrentar en su campaña para llegar a la Moneda; además esta la terrorífica intención por parte de su Ministerio de Energía, que quiere implementar una ley de asociatividad, que permitiría en caso de concretarse, la asociación de las comunidades con las transnacionales energéticas, para intervenir los recursos naturales, que no es otra cosa que pagar por destruir y contaminar.

En fin son un sin número de temas que aún están en veremos y que indudablemente son trascendentales para la sustentabilidad de la región, que lamentablemente poco y nada se debaten y que nuestros parlamentarios por los diferentes intereses creados se hacen los desentendidos en la región y que el gobierno regional no tiene la capacidad de enfrentarlos.

Indudablemente Aysén es mucho más que bosques, ríos y glaciares y más que nada es una forma de vivir y de relacionarse con el medio de manera única y muy especial en busca de la sustentabilidad en todo aspecto y condición. Somos un territorio que debe ser respetado bajo su contexto real, sin condicionamientos de ninguna especie a su especial condición. Toda organización o aquel que no funcione bajo ese contexto debe dar un paso al costado porque sencillamente no sirve para el desarrollo regional. Por eso es de vital importancia que en las próximas elecciones tengamos la capacidad de votar por candidatos que realmente representen ese espíritu regional y que además cuenten con la capacidad de representar nuestro formato histórico, cultural, medioambiental y social, bajo parámetros de lo que queremos realmente proyectar como modelo de desarrollo y que no ocurra lo de siempre, que terminamos eligiendo candidatos que históricamente se han entregado a los intereses creados para sacar dividendos económicos personalistas que no representan el sustento de Aysén y menos de sus comunidades.




Por, Andrés Gillmore
Estudió sociología
Empresario turístico
Consultor de proyectos de desarrollo


Chelenko Noticias
Compartir en Google Plus

Sobre El Chelenko

Desde nuestra agencia, Chelenko Comunicaciones, realizamos asesorías periodísticas, asesorías comunicacionales, nos especializamos en el posicionamiento de marcas, generación de contenidos y administración de redes sociales, además de difusión de publicidad en nuestro medio.