Desparasitación de perros como factor fundamental para detener la hidatidosis

Desde a comienzos de este año el Campus Patagonia de la Universidad Austral de Chile (UACh) viene desarrollando en conjunto con la Seremi de Salud de Aysén el Programa de Control y Prevención de la Hidatidosis en la comunas de Cochrane, Puerto Aysén y Coyhaique, buscando establecer las condiciones para que la comunidad incorpore conductas tendientes a disminuir el riesgo y los altos índices de esta enfermedad.

Según datos del Ministerio de Salud (2015), la región cuenta con la tasa más alta de hidatidosis a nivel país, de un 24,6 por cada 100 mil habitantes, diametralmente distinto con la realidad del promedio nacional que es del orden de un 1,9 por 100 mil  habitantes, en el mismo año. Casi 15 veces más que el promedio a nivel país y una de las más altas en America, sólo sobrepasados por la Sierra peruana.

Pero ¿qué estamos haciendo para lograr disminuir estos índices?, ¿qué puedo hacer para detener esto?, ¿es tan grave esta enfermedad?. Acá les entregamos simples pasos para que puedan controlar y prevenir esta enfermedad dentro de sus casas.

La importancia de desparasitar

Como parte de las acciones desarrolladas en este ámbito está la entrega gratuita de pastillas antiparasitarias a la población canina, éstas se suministran en todos los operativos como plazas ciudadanas y puerta a puerta, con la principal finalidad de interrumpir el ciclo del parásito. Lo aconsejable es dárselas a los perros cada 45 días. Una vez que el perro está en tratamiento hay que evitar conductas de riesgo como, por ejemplo, dar vísceras crudas en faenas o carneo de animales, porque aunque el perro esté en tratamiento éste dura sólo un tiempo determinado y el parásito Echinoccocus granulosus vuelve a invadir al huésped favoreciendo que los huevos salgan al ambiente nuevamente.

La higiene personal y en la alimentación

El lavado de manos antes de manipular los alimentos es básico para protegerse de la hidatidosis. Aquellos que utilizan las verduras de su huerta deben lavarlas bajo el chorro de agua, porque el huevo del parásito no se detecta a simple vista y puede quedar pegado a las hojas. Poner en remojo unos minutos en agua con unas gotas de cloro también ayuda a quitar otros herbicidas o contaminantes que puedan traer si es comprada, los que no se van con el proceso de hervor.

El perro transmite la hidatidosis por medio de la materia fecal, cuando la elimina con ella salen miles de huevos del parásito que contaminan el agua, escurren por la tierra, las verduras, incluso quedan adheridos al pelo del mismo perro. Cuando las ovejas comen los huevos dispersos en el pasto o suspendidos en el agua, en sus órganos (pulmones, hígado, etc.) se forman quistes, también conocidos como bolsas de agua. Si el perro es alimentado con estas vísceras enfermas, en su intestino se alojan nuevamente los parásitos, y empieza el ciclo otra vez.

Todos podemos prevenir

La libre circulación de los perros por los barrios, dejando material fecal a su paso en las calles, antejardín de casas y plazuelas públicas contribuye a la proliferación y contagio del parasito. Si se saca a pasear a un perro debe ser de manera controlada, con correa llevando una bolsa para recoger las deposiciones y tirarlas a la basura.

Como evitar la hidatidosis

No alimentar a perros con achuras o vísceras crudas. Las personas cuando migran del campo a la ciudad, suelen mudarse con sus animales y con ellos, también mantienen costumbres, como las de faenar ganado (cerdos, ovejas, cabras y vacas) en los domicilios urbanos. Esta práctica puede conllevar riesgos irreversibles para la salud, por lo que se recomienda que las personas adquieran la carne que van a consumir en lugares autorizados.

Síntomas de la enfermedad en perros

Según los especialistas “no hay síntomas precisos cuando un animal tiene el parásito de la hidatidosis, ante la baja de sus defensas con el tiempo quizás tenga un desmejoramiento de su aspecto y la caída del pelo”. Parte de la premisa es que, ante un nuevo paciente, se realiza el tratamiento con antiparasitario, el que se administra según el peso del animal.

Síntomas de la enfermedad en las personas

La hidatidosis es una enfermedad silenciosa y la mayoría de las infecciones en humanos son asintomáticas. Los quistes son de crecimiento lento en el hígado, pulmones y otros órganos que con frecuencia permanecen sin manifestarse durante años. Cuando los quistes comienzan a crecer y a presionar los órganos afectados las personas comienzan a manifestar diversas molestias. En el caso de las personas con quistes en el hígado comúnmente manifiestan dolor, masa palpable, ictericia y fiebre. Por su parte, aquellos quistes que se desarrollan en los pulmones producen tos; hemóptisis que es la expectoración de sangre proveniente de los pulmones o los bronquios causada por alguna lesión de las vías respiratorias; o vómica que es s la salida brusca de aire y secreciones purulentas por la boca.


Compartir en Google Plus

Sobre El Chelenko

Desde nuestra agencia, Chelenko Comunicaciones, realizamos asesorías periodísticas, asesorías comunicacionales, nos especializamos en el posicionamiento de marcas, generación de contenidos y administración de redes sociales, además de difusión de publicidad en nuestro medio.